Nuevos equipos de telemetría beneficiarán a cuatro canales del Río Ñuble

telemetria

 

 

Avance tecnológico liderado por la junta de vigilancia, tiene como objetivo mejorar la medición de los caudales para optimizar la distribución del recurso hídrico, en momentos en que avanza licitación del embalse Punilla.

 

 

La telemetría es una tecnología que permite la medición remota de magnitudes físicas para el operador de un sistema determinado. En el ámbito del agua, permite medir el caudal captado por  el canal, entregando valiosa información para las organizaciones de regantes, especialmente en períodos de escasez.

 

Estas son las funciones generales que cumplirá la nueva tecnología incorporada por la Junta de Vigilancia del Río Ñuble, que consideró una inversión de alrededor de 50 millones de pesos. Los beneficiados con estos equipos de telemetría son los canales Juan Francisco Rivas, San Agustín Changaral, Municipal y Arrau, representando una participación importante del total de regantes de esta cuenca ñublensina.

 

 

La telemetría en estos canales del Río Nuble permitirá obtener información satelital de los caudales las 24 horas del día y los 365 días del año, logrando una mayor eficiencia en la distribución del agua. Esto significará que tanto la junta de vigilancia como los canales beneficiados podrán  revisar in situ la situación del río, a través de un computador tradicional.

 

 

La presentación de esta nueva tecnología fue realizada por el equipo de profesionales de la Junta de Vigilancia del Río Ñuble y por las dos empresas que participaron de estos proyectos: Wiseconn  e Ingal Ltda.

 

 

El director de la organización de regantes, Fernando Rueda, destacó esta iniciativa, indicando que “estamos muy contentos porque estaremos mejor preparados cuando se concrete la construcción del embalse Punilla. Esperamos extender estos nuevos logros de la Junta de Vigilancia del Rio Ñuble a todos los canales, porque mejorará la gestión de nuestra organización en su conjunto. Esto también es una consecuencia del trabajo integrador que estamos realizando con nuestros regantes”.

 

 

Por su parte, Cristian Contreras, presidente del canal San Agustín Changaral, valoró esta inversión, reconociendo que es el primer paso para concretar la adquisición de un equipo automatizado de compuertas, que reemplace el manejo manual que actualmente se realiza en las bocatomas. “Para nuestro canal esta obra es muy importante porque fortalece las labores de distribución del agua. Es un avance que debe ir de la mano con la incorporación de compuertas a futuro, porque nos permitira minimizar los riesgos de las crecidas y conocer con anticipación el aumento de los caudales de agua en ciertas estaciones del año. Un canal pequeño como el nuestro también espera una ayuda del Estado en este sentido”. Similar opinión tiene Amanda Muñoz, del canal Arrau: “Para los regantes es muy importante conocer con precisión si el caudal que le llega efectivamente corresponde a los derechos que tiene. Esta obra de telemetría nos ayudará a determinar esta información en tiempo real, fortaleciendo las relaciones de todos los regantes que pertenecen al canal”.

 

 

La inauguración de este nuevo equipamiento terminó con un asado de camaradería a orillas del canal Juan Francisco Rivas, camino a San Fabián, ocasión en que la junta de vigilancia celebró la puesta en marcha de este nuevo proyecto.

 

 

 

Leave a comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *